Como hemos mencionado en artículos anteriores,  los detectives informáticos para empresas se especializan en la  informática forense la rama de la ciencia que obtiene y analiza los dispositivos digitales en busca de pruebas con todas las garantías legales para su admisión en sede judicial.

Hoy en día este término es ampliamente conocido debido al auge de las nuevas tecnologías, ya que la mayoría de las personas utiliza uno u otro medio digital para comunicarse o trabajar. Todos estamos de alguna manera haciendo uso de un dispositivo digital y, sin saberlo, estamos dejando rastro en ellos.

En un ámbito empresarial, su aplicación no dista mucho del objetivo tipo de una investigación.

¿En qué consiste la informática forense para empresas?

Cualquier empresa puede tener incidentes o problemas con sus trabajadores, socios o, inclusive, con la competencia o los clientes. De esta forma, muchos hechos reveladores de un acto delictivo o de competencia desleal pueden ser descubiertos analizando los dispositivos digitales de la empresa como, por ejemplo, correos electrónicos, discos duros, ordenadores y móviles.

Toda conversación realizada mediante las nuevas tecnologías bien mediante un correo electrónico, una conversación de WhatsApp, etc… dejan rastro. Así, un profesional de la informática forense como puede ser un detective privado o un perito informático, sería capaz de obtener las pruebas necesarias desde estos dispositivos para su posterior análisis y presentación ante el cliente o en sede judicial.

Aunque con la informática forense no solamente se puede extraer información de un dispositivo móvil u ordenador, sino también conocer aspectos como:

  • los accesos a un servidor por parte de terceros.
  • qué usuario ha robado documentos de un ordenador por un pendrive.
  • qué documentos se han impreso, borrados o copiado.
  • a qué páginas web se han accedido, a que hora se ha accedido a los correos electrónicos, etc.,

En conclusión, la informática forense dota al detective de las suficientes herramientas para poder realizar una investigación completa a nivel empresarial.

¿Qué se puede recuperar?

Un perito informático o detective especializado en informática forense o ciberseguridad es capaz de recuperar y certificar las siguientes evidencias digitales:

  • Conversaciones de WhatsApp.
  • Conversaciones y publicaciones de redes sociales.
  • Correos electrónicos.
  • Recuperar información de discos duros.
  • Registro de llamadas salientes y entrantes de un móvil.
  • Grabaciones de cámaras de seguridad.
  • Archivos y documentos de un ordenador.
  • Etc…

Todas estas evidencias pueden ser recuperadas pero no solo eso, sino analizadas y certificadas, para que de esta forma en sede judicial no se invalide ni su contenido ni su carga probatoria.

Detective informático como peritos informáticos para empresas

Un detective privado con la formación y homologación adecuada puede, sin ningún problema, ejercer como perito informático. La especialización en informática forense y ciberseguridad le proveen del conocimiento necesarios para conocer las herramientas de búsqueda, extracción y análisis de evidencias digitales.

Recordemos que la figura del detective privado es clave en un proceso judicial, ya que son los únicos profesionales acreditados por el Ministerio del Interior para realizar investigaciones a instancia de parte de cualquier índole y carácter es decir, están habilitados para realizar investigaciones a nivel empresarial y analizar cualquier tipo de dispositivo digital en búsqueda de evidencias que ayuden a la toma de decisiones.

ctx detectives privados

Entrada anterior
¿Qué es un peritaje judicial?
Entrada siguiente
¿Es un delito espiar a una persona?
Menú